jueves, 26 de septiembre de 2013

HARTO DE FUJIMORISTAS Y SU SISTEMÁTICA APOLOGIA



El personificar a la Nación y cometer distintos delitos (y muchos aceptados por él mismo) es suficiente motivo para que Alberto Fujimori (quien renegó nuestra nacionalidad al refugiar y postular al senado japones) merezca nuestro desprecio.

SL al ser una organización que consideraba semi dios a Abimael Guzman quedaría aniquilado cuando se produzca su captura. Eso se lo debemos al GEIN de Ketin Vidal y demás heroicos policías que de recompensa solo recibieron que su organización fuera desarticulada.

Fujimori merece la mayor severidad posible pues PERSONIFICO al PERÚ Cualquier otro es un delincuente común y en el peor de los casos psicópatas abominables ,PERO JAMAS PERSONIFICARON AL PAÍS.

Allá ustedes que no llegan a entender que el ESTADO PERUANO no puede igualarse a delincuentes terroristas que siempre actuaron al margen de la ley.

Deben dar gracias a DIOS cada día que ni un hijo suyo o familiar fue victima de terrorismo de estado pues estoy seguro que no tendría la misma apreciación.

TERRORISMO DE ESTADO es la participación de fuerzas del orden en diferentes actividades clandestinas y al margen de la ley que pueden ser desde espionaje telefónico (creando inseguridad a ciudadanos como Javier Perez de Cuellar y otros más, en temas desde integridad personal hasta privacidad) hasta el más extremo que es desaparición y muerte como la matanza de Barrios Altos y La Cantuta.

No olvidar que Alberto Fujimori no ha sido juzgado por todos los delitos cometidos sino solo por los que el gobierno chileno -mediante su Corte Suprema- ha dado visto bueno.

Mi generación tampoco olvidara que antes del golpe de estado de Fujimori -sus votos congresales- sirvieron para salvar de una acusación constitucional a Alan García. Esto provoco una gran fiesta en Chacarilla.

Sin ser analista reputado déjeme asegurarle que cuando Alberto Fujimori cumpla su ciclo natural a lo que estamos condenados todos lo hará también el fujimorismo pues lamentablemente es un movimiento forjado al culto de una persona.

NO ME INTERESA NI LA IZQUIERDA NI DERECHA PERO ME INDIGNA EL DAÑO HECHO AL PAÍS POR PERSONAS INMORALES Y LA CREACIÓN DE FALSOS VALORES CUYA MÁXIMA EXPRESIÓN DE DESCOMPOSICIÓN MORAL DEL PAÍS ALCANZO CON EL BINOMIO FUJIMORI - MONTESINOS.

Javier A. Fernández

domingo, 15 de septiembre de 2013

miércoles, 4 de septiembre de 2013

Crímenes del Gobierno de Alan García: El Frontón

Alan García siempre podrá decir que el congreso lo absolvió de acusaciones, como mañoso político olvida que el congreso es eminentemente político y es donde el Poder Judicial se ha convertido en el REY DE LAS PRESCRIPCIONES.